ASAJA de Toledo analiza con la Consejería de Agricultura y el FEGA las deficiencias del programa informático de la PAC

El principal problema ha surgido con la declaración gráfica, obligatoria este año para los expedientes de más de 200 hectáreas.

Los servicios técnicos de la Asociación Agraria de Jóvenes Agricultores (ASAJA) de Toledo se han reunido hoy en la sede de la Organización con técnicos de la Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, del Fondo Español de Garantía Agraria (FEGA) y de la empresa pública TRAGSA,  para analizar las deficiencias de la aplicación informática de la PAC , detectadas al elaborar las solicitudes de ayudas agrarias, con la finalidad de subsanarlas y agilizar y simplificar el programa de cara a próximas campañas.

El objetivo del encuentro era conocer la experiencia de un usuario del soporte informático de la PAC, para lo cual se ha elegido al cuerpo técnico de ASAJA de Toledo por su amplia y contrastada experiencia y profesionalidad en la gestión de solicitudes agrarias.

El principal problema ha surgido con la implantación este año de la declaración gráfica para los expedientes PAC de más de 200 hectáreas. Este tipo de declaración consiste en delimitar gráficamente y en formato digital las parcelas agrícolas. Aunque la pretensión del FEGA era facilitar la tramitación, el resultado ha sido el contrario y se ha convertido en un importante obstáculo por la falta de agilidad de la herramienta a la hora de ir delimitando, con alta precisión, parcela por parcela. Ante los problemas detectados, la solución provisional para este año ha sido volver, a mediados de la campaña de la PAC, al antiguo sistema de delimitación con croquis.

En el encuentro de hoy, los técnicos de ASAJA Toledo han puesto de manifiesto las dificultades para usar la herramienta gráfica y se han realizado sugerencias dirigidas a la empresa encargada del soporte informático de la PAC, en este caso TRAGSA, con el fin de mejorarlo, sobre todo si, tal y como pretendía el Ministerio de Agricultura,  Alimentación y Medio Ambiente, la obligatoriedad de la declaración gráfica se extiende la próxima campaña a los expedientes de ayuda de más de 30 hectáreas y a 2018 a todas las solicitudes.

Aparte del uso de la herramienta para la declaración gráfica, en esta campaña PAC, que se extenderá, con carácter excepcional, al 15 de junio, se han registrado otras deficiencias a la hora de gestionar solicitudes de ayuda, entre las que destacamos la lentitud para cargar y recuperar datos y caídas del sistema, posiblemente provocadas por el gran número de solicitudes tramitadas, pero de las que también se ha informado a la Consejería de Agricultura.

Reunión-FEGA-(23-05-16)-2